Jorge Navas: “Los precios de la cultura en España rozan el atraco”

Posted on 3 abril, 2011 por

0



Programador informático, cantante, seriéfilo, melómano, amante de los juegos de rol, los comics y estudiante de historia. Así es Jorge Navas Alejo, el fundador de Metalcry.com, una de las páginas Web de referencia en España en cuanto a la información sobre heavy metal.

Jorge, protagonista en la sección de emprendedores del número 3 de Homo Digitalis, es, sobre el papel, Técnico Superior en Administración de Sistemas Informáticos. En la actualidad trabaja como programador informático free-lance, centrado en la elaboración de páginas Web, algo “curioso” según él: “precisamente, dejé la carrera de informática porque la programación me acabó sacando de quicio, y mira cuál es mi empleo ahora”. Jorge también trabaja por cuenta ajena para la agencia Notodovale, donde, mediante trabajo en equipo, gestionan tiendas virtuales de ONG como Greenpeace, Intermón Oxfam, Médicos sin Fronteras o Amnistía Internacional. Además, le queda tiempo para atender el mantenimiento informático de varias empresas, instalar redes inalámbricas en vecindarios, dar clases de informática para las concejalías de cultura y tercera edad de San Juan de Alicante y grabar, junto a su padre y su hermano, el podcast Fuera de Series, dedicado al mundo de la ficción televisiva.

Homo Digitalis: ¿De dónde te llegó la pasión por la informática?

Jorge Navas: Desde bien pequeño, ya que, por suerte, en mi casa siempre hubieron ordenadores. Aún conservo una Atari 2600, un Commodore 64 y un Amiga 500. Me pasaba horas y horas trasteando los aparatos y nunca me aburría.

HD: Háblanos de MetalCry.com, ¿cómo se gestó la idea?

JN: Todo partió de un rebote. Hace unos años apenas había webs de referencia de todo el panorama musical referente al heavy metal, casi todas eran la versión virtual de revistas que se vendían en kioscos, y dejaban mucho que desear en cuanto a la calidad y objetividad. Tras un festival en el que disfruté como nunca, dichas páginas machacaron a varios de los grupos, cebándose especialmente con Manowar porque, en un momento dado, el bajista se puso a tocar las castañuelas y les pareció un insulto y una falta de respeto. A mí, personalmente, me encantó y tengo ese momento grabado en la memoria. Así que me puse a investigar cómo se programaba una web, pedí ayuda por el IRC a unas cuentas personas para que metieran contenido en la Web y el proyecto empezó a andar.

HD: ¿Cómo ha evolucionado la página?

JN: Una barbaridad. Al principio era un pequeño hobby: hablar de los discos que nos gustaban y los conciertos donde íbamos. Ahora somos todo un referente en algunos campos. En la escena underground nos tienen mucho aprecio y, a nivel de noticias, creo que estamos entre las webs más importantes en lengua castellana. Hace unos años nos tocaba rogar que nos permitieran hacer un par de fotos desde el foso en un concierto o que alguien de algún grupo nos pudiera dedicar cinco minutos para hacerle una entrevista; ahora las discográficas nos envían promociones y nos llaman para que vayamos a cubrir actuaciones de grupos que vienen por aquí de gira.

HD: ¿Te costó mucho conseguir posicionar Metalcry en la Red para que la gente la conociera?

JN: Sinceramente, nunca hice demasiado por dar la web a conocer más allá de publicitarla por el IRC y repartir algunos flyers en conciertos o festivales donde iba. Fue de boca en boca.

HD: ¿Sigues o seguiste alguna estrategia en las Redes Sociales?

JN: Es nuestra asignatura pendiente. No le sacamos todo el partido que podríamos. Posiblemente desde donde más tráfico conseguimos en su momento fue desde MySpace, pero ahora mismo estamos usando las redes sociales para anunciar las novedades que introducimos en la Web. En las próximas semanas cambiaremos la página y potenciaremos mucho más ese aspecto, pero aún le estamos dando vueltas.

“Metalcry no es rentable, somos mucha gente y el poco dinero que sacamos lo utilizamos para sufragar los gastos los usamos para sufragar los gastos de desplazamiento a conciertos y festivales”

HD: ¿Cuánta importancia crees que tienen las Redes Sociales para un medio digital como el tuyo?

JN: Hoy día resulta esencial para darse a conocer, pero en caso de Metalcry, al aparecer en verano de 2002, varios años antes que las Redes Sociales, no han sido tan importantes.

HD: Varios directores de medios digitales afirman que éstos no son rentables, ¿es el caso de Metalcry?

JN: No es rentable, ya que es mucha la gente que está metida y muy poco el dinero que se saca. De hecho, los escasos ingresos publicitarios los usamos para sufragar los gastos de desplazamiento a conciertos y festivales. Tengo algunas ideas para que Metalcry genere más ingresos, pero el proyecto aún está un poco en pañales.

HD: ¿Crees que existe un modelo de rentabilidad para los medios digitales?

JN: No estoy seguro. Creo que portales como Manerasdevivir.com sí que producen ingresos suficientes, aunque, para bien o para mal, nunca me lancé a probar de verdad si, dedicándole todo mi tiempo, podría hacer de Metalcry mi trabajo remunerado principal.

HD: También eres locutor del podcast Fuera De Series, ¿cómo es esa experiencia?

JN: Nos lo pasamos pipa. La gente se impresiona cuando le contamos a alguien que es un podcast que hacemos dos hermanos con nuestro padre en el que hablamos de series. Siempre nos dicen que transmitimos buen rollo y que, más que un programa de radio, a veces parece que estemos de charreta después de comer juntos. Para mí, ese ratito que le dedicamos todos los martes por la noche a grabar es de lo mejores de toda la semana.

HD: ¿Costó más dar a conocer el podcast o la Metalcry?

JN: Metalcry, ya que, como comentaba antes, tampoco hice demasiado por promocionarla. En el caso de Fuera de Series sí que hemos aparecido casi a la par que el auge de las Redes Sociales. Vamos por el cuarto año y han sido esenciales para darnos a conocer. Concretamente, nuestra presencia en Twitter ha sido fundamental.

“En el ámbito cultural me rijo por la ‘meritocracia’: si escucho un disco de un grupo que no conocía y me gusta, me lo compro”

HD: Como aficionado a la informática, la música y las series, ¿qué opinas sobre la que se ha armado con la Ley Sinde?

JN: Una pérdida de tiempo, esfuerzo y dinero. No se puede poner puertas al campo, es virtualmente imposible evitar que se produzcan intercambios de ficheros por Internet, ya sea mediante webs, programas P2P o FTP. El principal problema es que la irrupción de la tecnología ha cambiado absolutamente todo el proceso de creación y difusión de obras audiovisuales, pero se ha querido mantener el mismo modelo de negocio sin cambiarlo absolutamente nada, por lo que se han visto sobrepasados al decidir ser tan impermeables a cualquier tipo de cambio ya fuese por miedo o, quizá, por simple incompetencia.

HD: Eres cantante de un grupo, Whirlwind Storm, ¿cómo se interpreta todo este revuelo desde dentro del mundo musical?

JN: Los precios de todo lo que tiene que ver con la cultura en España rozan el atraco en muchos casos. Personalmente, en el ámbito cultural me rijo por la ‘meritocracia’: si escucho un disco de un grupo que no conocía y me gusta, me lo compro, y, posiblemente, cuando saquen un álbum nuevo directamente me lo compraré también. De hecho, el disco de nuestro grupo puedes descargarlo gratis desde nuestra página web o escucharlo en Spotify y, si te gusta, puedes comprarlo en edición física o formato digital. Es un debate muy amplio que toca muchísimas cosas y con muchas medias verdades.

Anuncios